9 de diciembre de 2013

Huida definitiva. El emperador también está desnudo. Fronteras gravitatorias.


Huida definitiva

Soñó que él también podía volar y alcanzarla por mucho que batiera sus frágiles alas de insecto. Intentaba refugiarse en el cielo pero las nubes traicioneras se apartaban si intentaba parapetarse tras ellas. Se despertó con el cuerpo dolorido por la tensión. Abrió la ventana. Al otro lado las nubes pastaban en un cielo de murallas invisibles cuando desplegó sus frágiles alas de insecto.

El emperador también está desnudo

Soñó que él también podía volar como los pájaros, respirar bajo el agua como los peces, dar caza a sus presas con elegancia felina, devorar a la hembra durante la cópula. Despertó satisfecho. En cambio, cuando ordenó que Roma ardiera, su sueño le pareció molesto y digno del más severo olvido: él también podía consumirse entre llamas, arrugarse dulcemente hasta desaparecer, desmoronarse con placer. Dejar de ser con un suspiro de calma ceniza.

Fronteras gravitatorias

Soñó que él también podía volar y llegar a su lado. Un milagro le permitía comprar los billetes y aparecía por sorpresa tras el timbre del piso alquilado, llamando a la puerta de la casa que limpiaba, en la parada de autobús llena de otros, o mejor, entre las sábanas heladas y la almohada húmeda. Pero él no terminaba de encontrar el modo de volar y hasta las cartas empezaban ya a aletear flojito, con desgana, contagiadas de aquella esclavitud gravitatoria. Le imaginaba aferrándose a la terrenal lejanía como si fuera deseable, como si no hubieran volado juntos hacía ya tanto tiempo.

Micros participantes en el concurso Relatos En Cadena que marcaba la frase de inicio

3 comentarios:

PULGACROFT dijo...

Me gustan los tres, pero me gusta un poco más el del Emperador.
;)

Rosita Fraguel dijo...

A mí era el que menos me disgustaba de los cuatro. En cualquier caso, los micros para REC acaban siendo siempre borradores de lo que pudo ser porque en un día no da tiempo a mucho :S

Rosita Fraguel dijo...

Gracias por la visita Pulgacroft, espero verte por aquí a menudo :)